Experiencia

Selecciones

La experiencia es una de las habilidades de los jugadores que mayor importancia cobra a nivel de selecciones. También es muy importante la experiencia de las formaciones, la rutina como suele ser conocida. Debido a eventos como la confusión, la inexperiencia, etc. Este tema se vuelve vital a la hora de manejar una selección.

Antes de entrar en materia un ejemplo clave: final del XI Mundial U20 en Finlandia, Rumanía-España. Minuto 83: Rumanía 4- 3 España y aparece este comentario en el reporte: Al parecer la inexperiencia de algunos jugadores de U-20Ver? España, se está haciendo presente en estos minutos finales. Resultado final:

Rumanía 6 España 3 Ir al partido

Un clarísimo ejemplo de la importancia de la experiencia en las selecciones.

En primer lugar comentaremos que los jugadores reciben más experiencia cuando juegan con la selección que cuando juegan con sus equipos. De ahí que repartir experiencia entre los jugadores seleccionadores sea una de las principales preocupaciones del seleccionador. En la U20 se suele convocar a algún jugador de 19 años durante la I Fase para ir dándoles algunos minutos y que vayan cogiendo experiencia de cara a la fase final del Mundial.

¿A qué se debe tanta procupación por la experiencia? Primero por los eventos de inexperiencia, tanto a favor como en contra. Un jugador inexperto (con bajo nivel de experiencia) puede cometer un error y regalarle una ocasión a nuestro rival; en cambio tener un jugador experto puede propocionarte una ocasión a favor.

En segundo lugar, por la experiencia grupal. Al final de cada partido, en la alineación de cada equipo vemos abajo del todo esto: Experiencia total de los jugadores. Un nivel de experiencia total inferior al del rival puede provocar que en los minutos finales el equipo sufra un evento de inexperiencia similar al que hemos visto en el ejemplo inicial. Esto incide negativamente en el nivel del mediocampo, por lo que "regalaremos" ocasiones al rival habitualmente.

Por otro lado está la rutina o experiencia de formación. De este nivel depende que aparezca la confusión en el reporte. Para evitar este evento en contra, la experiencia de la formación que usemos debe ser lo más alta posible, teniendo mucho ganado al tenerla en bueno; por debajo existe probabilidad de sufrirlo, que aumenta cuanto más bajo sea este nivel. Eso sí, la experiencia del equipo puede contrarrestar el posible evento de confusión. Aquí tenemos otro punto a favor de tener jugadores con un alto nivel de experiencia: nos permite usar formaciones poco entrenadas, aunque las formaciones extremas siempre dan confusión.

En resumen, repartir experiencia entre los jugadores de la selección (no sólo los actuales, sino también los futuribles) es uno de los puntos importantes de una selección junto con el espíritu y la convocatoria. Especialmente en la U20, que hay pocas oportunidades para repartir experiencia, tiene aún mayor valor tener un equipo con jugadores expertos.

RSS IHT